Iniciativa para comentar libremente lo que sucede en Castilleja, intercambiar información, desvelar "secretos", crear conciencia y fomentar la rebeldía...

miércoles, 1 de junio de 2011

Extremadura y Castilleja de la Cuesta

Parece ser que nada tiene que ver una cosa con la otra: El futuro de una Comunidad autónoma entera y un municipio de menor entidad perdido en la aglomeración de Sevilla.

Allá se dirimen millones y millones, sin hablar de un montón de puestos y puestecitos que ocupan personas concretas y mañana podrán ocupar otras personas igual de concretas pero distintas por el mero hecho de cambiar los signos del partido gobernante.
Acá las discusiones abarcan minucias como este o aquel depósito de carburante, despachado debida o indebidamente a cargo del erario público.

Allá se habla -como se hablará probablemente en 2.012 en Andalucía- de un traspaso histórico de un feudo socialista.
Acá se habla de colmatar el descalabro de un club de amiguetes (y amiguetas) que, bajo las siglas del PSOE, ha confundido sus designios con la ambición de controlar en un guateque la barra y el tocadiscos.

El problema, en realidad, es exactamente el mismo:

Izquierda Unida, siendo una fuerza de menor entidad, tiene que realizar dos trabajos previos a una decisión política:
  • Interpretar la voluntad popular (o su tendencia). ¿El impulso de ésta iba dirigido a relevar a la fuerza tradicionalmente instalada pero no ha tenido suficiente fuelle? ¿O el sentir general más bien prefiere que siga quien siempre estaba ahí pero abundan la indecisión y el desconcierto?
  • Decidir cuál es su papel actual. ¿Toca quitar de enmedio a una fuerza política anquilosada que ha perdido todo vínculo con las tradicionales ideas de izquierda y con la población o toca impedir que acceda al poder una fuerza política que ha combatido a todos los niveles sociales y políticos avances tímidos en la modernización social de este país? ¿O más bien toca olvidarse del PSOE como fuerza política de izquierda y aliado en potencia, y recuperar el protagonismo y el espacio político social que le correspondería como fuerza de vanguardia en España?

Una vez que se decidan estas cuestiones, es muy fácil discutir la táctica a seguir. Quizás, incluso, si invertimos el orden de trabajos y nos centramos en la última pregunta, resulta tan fácil que pueden ahorrar en Izquierda Unida un tiempo precioso que podrán dedicar a otros asuntos de importancia: Dedicarse a perfilar su política institucional en correlación con la nueva situación después del 22M. Y reforzar su presencia social realizando el trabajo de organización a todas luces deficitario en los últimos años.

Desde mi punto de vista -¡tan cómodo por no pertenecer a ningún sitio y no tener responsabilidades en ello!- no hay muchas dudas que el papel residual que juega Izquierda Unida se debe, fundamentalmente, a dos tremendos errores:

1) Olvidarse de que es, por definición propia, una fuerza transformadora y dejar en el tintero todas esas labores que se derivan de tal definición.
2) Transformarse a sí misma y dejarse transformar hasta el punto de no reconocerse muchas veces a sí misma. Todo ello al albor de las necesidades concretas de otras fuerzas políticas.

Y la única conclusión política, allá donde Izquierda Unida no ha obtenido el apoyo suficiente para gobernar, es que tienen que seguir ejerciendo la genuina labor de oposición, no cayendo en la trampa que -a través de concesiones menores al programa político-institucional- pueden transformar algo transformándose.

Si es, sin lugar a duda, el Programa lo que les facilita olvidarse de su función primaria, tendrán que revisar su programática - quizás sea más revisionista de lo que ell@s mism@s creen.

6 comentarios:

Tomás Arias dijo...

En un intento más por aclarar cuanto pudiera haber quedado sin aclarar, quisiera hacer algunas aseveraciones (y anunció y aclaro que algunas van a ser simples insinuaciones que "destaparemos" más adelante cuando las podamos probar):
Primera: No todos los partidos que se presentan o se han presentado -ni mucho menos- mantienen coherencia entre lo que anuncian o prometen y lo que hacen. Algunos manifiestamente, otro -como el PA- porque no ha obtenido representación y no puede corroborar con hechos sus intenciones, sea de pactos, de gobierno o de oposición.
Segundo: Las posibilidades de pactos estaban descartadas de antemano por conocimiento íntimo -después de 4 años de convivencia en el Ayuntamiento- tanto de las formas como de los contenidos políticos que representan tanto el PSOE como el PP de Castilleja de la Cuesta.
Tercero: La propia campaña electoral, tanto del PSOE como del PP, han puesto en evidencia TODO lo que cabe esperar de AMBOS partidos si gobiernan; veneno, métodos y tácticas del todo vale, personalizaciones al margen de toda ética... Izquierda Unida no ha empleado esos métodos - ¿por qué no? ¿Porque nuestras ganas, nuestra convicción, nuestra "capacidad" eran menores para propiciar o luchar por un cambio de verdad? ¡Cort@s de miras quienes piensen eso. La respuesta sencilla y evidente es que no son métodos adecuados y muestran la verdadera cara de quienes aspiran al poder, o a mantenerlo.
(A título personal quisiera añadir: El único candidato del que no esperaba y no conozco, hasta el día de hoy esto que critico en las demás formaciones, Rafael Baena, se le impidió lamentablemente presentarse.)
Cuarto y resumiendo: Nadie nos puede asegurar que no cambiamos al lobo por el zorro si otorgamos un voto de confianza al PP -y eso es lo que desde algunos sectores se nos pide-, menos el propio PP y sus más acérrim@s defensores y defensoras o desde otro partido que en este juego tiene el único papel de convidado de piedra.
Pero Izquierda Unida no debe a ningún partido un voto de confianza que a sí misma. Y desde el único derecho que nos asiste, indiscutible e insoslayable, que es el de confiar en nostr@s mism@s, daremos nuestro voto a la única candidatura posible: a la nuestra.
Y desde el único deber último que tenemos responderemos de ello con nuestro trabajo y nuestros resultados ante el único y último juez en 2.015: el electorado.

Tomás Arias dijo...

Izquierda Unida informa que se ha convocado el Pleno extraordinario de organización para el lunes siguiente, 4 de julio a las 19 horas.
El orden del día es (los puntos más importantes):
Proposición relativa a la periodicidad de las sesiones del Pleno.
Proposición relativa a la creación y composición de las Comisiones informativas.
Proposición relativa a nombramiento de representantes de la Corporación en Órganos Colegiados (Mancomunidades, etc.)
Proposición relativa a relación de cargos de la Corporación con dedicación exclusiva y asignaciones a miembros de la Corporación por asistencia a Órganos Municipales.
Proposición sobre asignaciones a los Grupos Políticos Municipales.
Proposición sobre personal eventual.

Tomás Arias dijo...

Un apunte importante:
Se está contaminando y vertiendo falsedad con el fin de deteriorar la imagen de Izquierda Unida.
Una de esas falsedades es que es el PP el defensor de que se celebren los Plenos por la tarde, mientras que se acusa a Izquierda Unida haber consentido en poner los Plenos por la mañana.
Después de habernos ilustrado debidamente, afirmamos rotundamente que eso es falso y que quien afirma eso miente a sabiendas.

Anónimo dijo...

Hoy ha dimitido de todos los cargos de sus delegaciones 4 cconcejales del psoe

Tomás Arias dijo...

El próximo Pleno extraordinario será este jueves 14 de julio a las 19 horas. En él se tratarán las demás asignaciones financieras políticas

Tomás Arias dijo...

Anunciamos que para deleite e información de l@s vecin@s de Castilleja de la Cuesta, publicaremos próximamente las actas de las conversaciones con el PSOE y el PP.